Vence las desdichas para ayudar

Michelle Gonzalez 11 September, 2017 0
Vence las desdichas para ayudar

Michelle González Paonessa

Redacción El Expresso

Michelle@elexpresso.com

 

Ha experimentado casi todos los infortunios de la vida…

Fue abandonado en una caja de cartón, en un zafacón del Viejo San Juan, y su casa era un automóvil.

Nació adicto a sustancias, sufrió convertirse en drogadicto junto a sus propios padres, vio cómo su madre vendía su cuerpo para sufragar las drogas, jamás acudió como niño normal a la escuela, fue desde muy joven deambulante y usuario de drogas mientras buscaba la forma de salir hacia adelante a través de varios programas de rehabilitación en Puerto Rico y Estados Unidos.

En esa batalla por sobrevivir y salir del atolladero, conoció al asesino de su padre, estuvo confinado en tres cárceles distintas, pero hoy Israel Soto se dedica a ayudar al prójimo, especialmente a los desventajados y aquellos azotados por la plaga de la drogadicción.

Su testimonio de vida que quedó escrito en el libro “El Poder del Perdón” desde el año 2012.

Sin embargo, tras su lucha de seguir hacia adelante y superar la muerte, “el buen Dios, compadecido, le tiende la mano y lo saca de ese mundo y lo lleva luego de transformarlo en su amor, a una vida no solo productiva sino como ejemplo a otros, como evangelista, capellán de la Policía de varias ciudades en Puerto Rico y Estados Unidos, inclusive del Federal Law Inforcement Officer. Ha sido reconocido por diversas instituciones y hoy sirve como Capellán de la Policía de San Juan y es Reverendo”, lee parte del prólogo del conocido texto “El Poder del Perdón”.

‘No te endeudes’

Soto es escritor y conferencista, y luego del éxito de su primer libro decidió lanzar “Nada has traído…no te endeudes”.

Preocupado por los problemas que ocasiona la crisis económica en la Isla, decidió lanzar su segundo texto con el fin de aclarar la mente y estabilizar emociones en momentos de la toma de decisiones.

“Decidí escribir este libro, por las presiones y crisis económicas existentes, desastres emocionales y físicos que se están viviendo hoy en día. He visto cómo gente ha derramado lágrimas, otros han terminado en hospitales psiquiátricos y otros hasta han decidido quitarse la vida. El número de suicidios a causa de los problemas económicos cada vez va en aumento”, precisó Soto en entrevista con El Expresso.

El capellán ordenado en ejercicio, quien ha sido reconocido con el rango de Coronel por la Alianza Internacional de Capellanes, ha ido más allá, al crear su historia en una canción.

La salsita pegajosa que narra la historia de un niño llamado “Israel” de sus luchas desde pequeño por sobrevivir y como logró encontrar el perdón.

“Sus enseñanzas como Capellán y como hombre dedicado al rescate de otros quienes se encuentran en la cárcel como él estuvo, igual que su tesis de maestría, es ampliamente aceptada por otras capellanías como el método más competente en esta profesión”, indicó Roberto Vizcarrondo, Senior Inspector del US Marshall International Operations.

La canción se puede conseguir en varias redes sociales y la página Youtube. Si desea comunicarse con Soto lo puede hacer llamando al (939)-639-6999.

El pastor Soto reside en Puerta de Tierra, junto a muchas familias humildes y donde frecuentan casos de jóvenes afectados por el consumo de drogas. Cada día y a todas horas, este hombre de bien aconseja, educa y ayuda a los muchachos a combatir los vicios, tanto de las drogas como del alcoholismo. Los ve, se les acerca pausadamente, los saluda y las brinda el consejo suave y generoso. “Eso no te hace bien, mi amigo,” le dice a un joven en un sector de Puerta de Tierra.

“De ahí me levanté desde mi nacimiento y quiero ayudar al mayor número de personas a conocer a Dios y sus leyes para disfrutar de vidas limpias y productivas. Esa es parte de mi misión y lucharé hasta el final,” comentó durante la entrevista.

__

 

Israel Soto ha convertido su trayectoria en ejemplo de superación y ayuda.

 

Exhibe sus dos más recientes libros junto a nuestra redactora Michelle González Paonessa.

image_pdfimage_print

Leave A Response »