Acusan a detenido de amenazar a Obama

El Expresso de Puerto Rico 18 April, 2013 0
Acusan a detenido de amenazar a Obama

Por HOLBROOK MOHR y ADRIAN SAINZ 

CORINTH, Misisipí, EE.UU. (AP) — Un hombre en Misisipí acusado de enviar al presidente y otros funcionarios cartas que presuntamente contenían ricina —una poderosa toxina— se vio sorprendido por su arresto y sostiene que es inocente, de acuerdo con su abogada.

Paul Kevin Curtis, de 45 años, compareció el jueves ante un tribunal en Oxford, Misispí. Es acusado de amenazar al presidente Barack Obama y otros funcionarios, dijo el Departamento de Justicia.

Su abogada Christi R. McCoy dice que Curtis sostiene “100% que no hizo esto”. Aseguró que lo conoce y a su familia y le cuesta creer los cargos en su contra.

McCoy añadió que aún no decide si va a buscar una audiencia para determinar si Curtis es mentalmente competente para enfrentar un juicio.

De acuerdo con una declaración jurada del FBI difundida el jueves, Curtis envió tres cartas que contenían supuestamente ricina al presidente Barack Obama, al senador federal Roger Wicker y a un juez en Misisipí.

Las cartas decían:

“Nadie quiso escucharme antes. Todavía hay ‘Partes Faltantes’. Quizá ahora haya atraído su atención incluso si eso significa que alguien debe morir. Esto debe parar. Ver algo equivocado y, no denunciarlo, es ser un cómplice silencioso para su continuación. Soy KC y apruebo este mensaje”.

De acuerdo con la declaración jurada, Curtis envió varias cartas con el mensaje “este es Kevin Curtis y apruebo este mensaje” a la oficina del senador Wicker.

En varias cartas dirigidas a Wicker y otras autoridades, Curtis dijo que estaba escribiendo una novela titulada “Missing Pieces” (Partes Faltantes) sobre la venta de partes del cuerpo en el mercado negro.

Curtis también había difundido un contenido escrito similar al de las cartas en su página de Facebook, de acuerdo al documento.

En el documento se indica que Curtis había exhibido durante años desconfianza hacia el gobierno. En 2007, la ex esposa de Curtis llamó a la policía en Booneville, Misisipí, para denunciar que su esposo deliraba en extremo, que tenía una actitud antigubernamental y creía que el gobierno lo espiaba con aviones teledirigidos.

Curtis fue arrestado el miércoles en su casa en Corinth, cerca de la demarcación estatal con Tenesí.

Curtis vivía desde diciembre en Corinth, una ciudad de unos 14.000 habitantes en el extremo noreste de Misisipí, pero la policía local no había tenido contacto con el antes de su arresto, dijo el jueves a The Associated Press el capitán del Departamento de Policía local, Ralph Dance.

___

Los periodistas de The Associated Press que contribuyeron a este despacho desde Washington fueron Eileen Sullivan, Laurie Kellman, Donna Cassata, Henry Jackson y Eric Tucker.

image_pdfimage_print

Leave A Response »